El libro “Atrayendo visitantes a los barrios antiguos. Creación y gestión de la ciudad histórica turística de Plymouth, Reino Unido”, de Daniel Barrera Fernández, forma parte de su tesis doctoral “Corrientes de pensamiento en la gestión patrimonial y turística de la ciudad histórica” defendida en el 2014 y con la que ha recibió, en 2017, el Premio Extraordinario de Doctorado por la Universidad de Málaga. Éste se le ha concedido por su aportación al analizar la ciudad histórica desde la perspectiva de cómo el turismo afecta al patrimonio urbano. Para cumplir con su objetivo, hizo un estudio comparativo entre dos ciudades costeras: Málaga (España) y Plymouth (Reino Unido).

La publicación de este libro se basa exclusivamente en el estudio de la ciudad de Plymouth. En él nos adentra en los nuevos usos turísticos de muchas ciudades europeas al reconocer el valor patrimonial de la ciudad histórica. En un contexto de decaimiento físico y de pérdida de actividades, el turismo se convierte en un medio para activar la economía y regenerar sus áreas históricas. La gestión y protección de estas ciudades tiene elementos comunes en los países europeos, aunque también se pueden observar diferencias.

En esta investigación se analizan las particularidades del modelo británico, basándose en el enfoque de Brito,1 el cual consiste en estudiar la ciudad histórica como un conjunto patrimonial, considerando el fenómeno de turismo cultural urbano y trabajando sobre la gestión de la ciudad histórica turística.

Para llevar a cabo este trabajo, el autor estructura en tres partes diferenciadas esta investigación. Primero presenta la evolución y el marco actual de la conservación del patrimonio, analizando la normativa, los planes de estudio, las herramientas de gestión local y los catálogos. En segundo lugar, se estudian los antecedentes del fenómeno turístico y el modelo actual de Plymouth a través de una selección de guías turísticas históricas y actuales, información presentada a los visitantes, estrategias turísticas, planes urbanísticos que incluyen políticas relacionadas con el turismo y trabajo de campo que refleja la distribución física de las atracciones y servicios turísticos. Por último, se estudian los actores e iniciativas que intervienen en la adecuación turística de la ciudad histórica en relación con la cultura y el patrimonio, turismo, urbanismo y desarrollo económico. Es precisamente este aspecto económico la contribución novedosa de esta investigación al enfoque de Brito, ya que Daniel Barrera considera necesario asegurar la sostenibilidad del modelo y relacionar la dimensión económica con otras políticas. A continuación, analiza cómo esta ciudad se suma a tres tendencias globales del turismo cultural urbano, como son la celebración de grandes eventos, la regeneración del borde marítimo y el fomento de las actividades creativas.

La metodología para realizar este estudio ha incluido muy diversas y exhaustivas técnicas, tales como consultas a fuentes bibliográficas de expertos en el campo de la investigación, fuentes de administraciones implicadas, acuerdos internacionales en patrimonio y turismo, datos estadísticos, planificación urbana, local e histórica, legislaciones, cartografías, ortofotos y fotografías tanto históricas como actuales, así como trabajo de campo, entrevistas con actores involucrados y artículos de prensa actuales e históricos.

A lo largo de este recorrido el autor muestra una serie de inconvenientes que presenta la gestión urbanística y turística de Plymouth y, al mismo tiempo, señala posibles alternativas o vías de solución. Algunas de ellas son:

  • En cuanto a la accesibilidad, es esencial mejorar la infraestructura ferroviaria, especialmente para acortar los tiempos de viaje a Londres y Heathrow. La llegada en tren o autobús causa una mala primera impresión de la ciudad, por lo que es necesario renovar tanto las estaciones como su entorno.
  • La segregación de peatones y automóviles en el centro de la ciudad es excesiva y una coexistencia de los medios de transporte podría ser deseable en algunas calles interiores.
  • También es deseable el control del tráfico y la integración urbana de la carretera de circunvalación.
  • La Universidad juega un papel importante en atraer conferencias y organizar eventos especiales y se puede encontrar una concentración de casas de huéspedes alrededor del Hoe, no obstante, faltan camas para los asistentes a estos eventos.
  • Las tiendas son una atracción principal de Plymouth, sin embargo, hay una separación entre la zona comercial y las zonas turísticas y de entretenimiento.
  • El área de patrimonio que concentra el mayor interés turístico se encuentra alrededor de Barbican, The Hoe y monumentos tales como la Iglesia de San Andrés. El autor señala el área de Royal William Yard como una zona de importante potencial para un mayor desarrollo turístico.

Terrazas en Barbican
Fuente: Daniel Barrera-Fernández, Attracting visitors to ancient neighbourhoods. Creation and management of the tourist-historic city of Plymouth, uk (Groningen, The Netherlands: InPlanning, 2016), p.143.

Royal William Yard
Fuente: Barrera-Fernández, Attracting visitors to ancient neighbourhoods, 172.

Plymouth presenta muy diversos planes urbanos, sin embargo, pocas de sus propuestas se han llevado a cabo. Una de sus debilidades ha sido la dependencia excesiva en intervenciones importantes que sólo pueden implementarse en tiempos de expansión económica.

En términos de regeneración urbana, existe una estrecha colaboración entre los sectores público, privado y sin fines de lucro. Las intervenciones tienden a buscar un equilibrio entre las actividades residenciales, culturales, turísticas y de ocio. La integración del patrimonio se utiliza como herramienta para mejorar el orgullo local, el carácter de los barrios y aumentar el atractivo de un lugar para invertir y vivir.

En relación con el desarrollo económico, las organizaciones público-privadas tienen el papel principal, aunque el sector privado es crucial para incentivar proyectos empresariales en el centro de la ciudad y el frente costero.

A pesar de los esfuerzos por gestionar y atraer turistas a Plymouth, este trabajo nos hace observar y percibir a lo largo de toda su exposición la fragilidad de los bienes y espacios patrimoniales cuando se usan como una mercancía. Al mismo tiempo, llama nuestra atención sobre el proceso de transformación que está ocurriendo en muchas ciudades, donde la finalidad radica principalmente en adecuar sus espacios a los usos del turismo. Esto provoca que se focalice el interés turístico por unos cuantos bienes y el resto de la ciudad histórica se vea afectado por la degradación, corriendo el riesgo también de crear áreas temáticas donde los residentes no tienen cabida y no son incluidos en la gestión urbana y turística.

Antonia Ma. Balbuena Vázquez
Universidad de Málaga, España
abalvaz@yahoo.es


Fecha de recepción: 7 de enero de 2018
Fecha de aceptación: 12 de enero de 2018

Descargar PDF

DOI: http://dx.doi.org/10.22201/fa.2007252Xp.2018.17.64885

Notas

1 Marcelo Brito, Ciudades históricas como destinos patrimoniales. Una mirada comparada: España y Brasil (Sevilla: Junta de Andalucía, Consejería de Cultura, 2009).